Dolor de Espalda

Las vértebras, los músculos, los nervios y las articulaciones complejas están estrechamente relacionadas a lo largo de la espalda. Cuando hay una contracción de músculos o cuando se lesiona una articulación, la inflamación y el dolor se sienten rápidamente en la espalda.

El estilo de vida sedentario es cada vez más común y mucha gente no se mueve lo suficiente para mantener sus músculos fuertes y estables. Si los músculos están débiles, no pueden soportar adecuadamente la columna vertebral, lo cual, a su vez, ocasiona dolores de espalda. Para empeorar las cosas, el dolor causa una contracción muscular adicional que, si no se trata, puede ocasionar nuevos dolores de espalda. Si tus nervios se irritan, el dolor puede finalmente extenderse a tus brazos, piernas y cabeza.

Control del dolor de espalda

Aquí presentamos algunos consejos para proteger tu columna:

  • Doble las rodillas, no la espalda, al levantar objetos pesados.
  • Mantén el peso adecuado para tu cuerpo. Tener sobrepeso se relaciona con problemas que causan dolor de espalda.
  • Dale a tu espalda un buen descanso durmiendo de lado con las rodillas flexionadas con una almohada para la cabeza.
  • Los ejercicios de respiración pueden ayudarte a mejorar la postura, haciéndola más fuerte y flexible.
  • Cuando aparece el dolor de espalda, los AINES (antiinflamatorios no esteroideos) ayudan a recuperar su rutina normal y disfrutar la vida. La Aspirina® es el antiinflamatorio y analgésico más estudiado en la historia, y puede ayudarte a eliminar el dolor.

dolor de espalda
Bodegon de productos Aspirina

Nuestros productos

Explore los productos de Aspirina® para comparar los beneficios y busque el mejor para sus necesidades.

CONOCE MÁS